domingo, 18 de septiembre de 2011

Lección número trescientos catorce

Cuenta el libro que estoy leyendo que:
"Sólo de algo inesperado podemos aprender algo nuevo"

Y me preguntaba yo aquí, en mi mismidad, si teníais ganas de contar lo último que aprendisteis, yo qué sé, así como si no os fuese a leer nadie. Total, creo que eso es lo que sucederá :s

Hace días que quería hacer una lista de esas que tanto nos gustan, donde resumes en cuatro guiones las enseñanzas que nos ha tatuado la vida. Luego pensaba en lo difícil que es resumir. En lo relativo que es todo. En que todo es variable. Se lo decía esta mañana a Uve y me dice: Pon eso mismo. El tío es listo. 
Así que:
Resumir es difícil
Todo es relativo
Todo es variable

Ale, andando

9 comentarios:

Maeve dijo...

Lo mío es fácil. No es exactamente lo último que he aprendido, porque va en evaluación continua.
Estoy aprendiendo a saber que sé.

Na, no es tan lioso. Es sólo que me reconozco que puedo con las experiencias porque, en realidad, sé manejarlas y salir de ellas. Lo sé. Pero antes no sabía que lo sabía y me cagaba patabajo.

¿ Me se entiende?

La reina de la miel dijo...

Desde luego, yo no puedo por menos ("no poder por menos", qué expresión tan absurda y qué ganas tan enormes de usarla) que repetir aquel resumen magnífico de la Vida que me enviaron un día hace años ya en un mail:
1)Palo dado ni Dios lo quita
2)Todo dura hasta que se acaba
3)Hay cosas que ni qué

Magistral, de verdad. Hasta una etiqueta de post me tuve que hacer.

Vashti dijo...

He pasado la semana leyendo a Alice Miller y sus reflexiones sobre la pedagogía venenosa, que viene a ser algo así como ser un niño que ha crecido con el temor constante al castigo (entre otras cosas). Estoy aprendiendo cosas sobre mi comportamiento que más o menos sabía pero no me permitía reconocer. También cómo salir de ahí, y en esas estoy. El resumen sería: estoy aprendiendo a disfrutar de la alegría, de mis ganas de vivir, aunque mi madre no las tenga (quizas muy bestia para contarlo aquí en tu espacio, pero preguntaste y me he lanzao...)
Cambiando me tema, me gusta el nuevo look.
Besos.

La reina de la miel dijo...

Vashti, no te conozco pero yo estoy transitando ese camino que comentas. Descubrí a Miller hace bien pocos meses y fue como si me sacudieran y me dieran dos hostias. Darse cuenta de ciertas cosas es jodido, pero hay quien ni siquiera lo hace, así que enhorabuena y a por el siguiente paso :-)

Carlos dijo...

Mi opinión es que nunca se aprende del todo de nada; puedes creer que sí, que tienes control sobre ciertas cosas, que lo tienes superado, pero tarde o temprano siempre hay un momento en que olvidas todo eso, y caes en los mismos errores. Eso es así.

Y en eso estamos, sorprendiéndome de muchas cosas, personas, situaciones (positivamente, las menos de las veces)... intentando no olvidar lo aprendido.

jok dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
jok dijo...

,,,estaria bien saber que nunja dejare de aprender
,,,estaria bien aceptarlo y actuar a su efecto





.....................hoy he vuelto a aprender de un niño.
nunca importa quien,,,,si no que.
en fin ¡¡¡
sintetizar es dificil

k dijo...

Yo he aprendido que sigo teniendo muchísimo miedo. Me hago más vieja, pero no más sabia. Ya lo sabía, pero no tengo nada mejor para ti, hoy, lo siento.

Nebroa dijo...

No tengo tiempo ahora, pero estos comentarios dan para tantoooo que volveré!!