martes, 21 de junio de 2011

Se trata de elegir

Sí que hay oportunidades en la vida, tal y como me empeñé en creer. El día está lleno de ellas, y las noches, y los atardeceres en los que parece que se te va a acabar la vida cuando dejes de ver el sol. La vida, llena de puertas y caminos. Sendas por las que colarte o cerrar con llave. Aquí y allá se abren rutas para emprenderlas, tan abiertas y libres que sólo tú escoges, sólo tú decides, sólo tú eliges si avanzar, rastrear, correr o frenar en seco.
Luego están los pasos que estás dispuesto a dar. La vida me ha demostrado que era cierto lo que pensaba de ella, las veces en las que pensé que era una mierda lo fue. Las veces en las que pensé que era un abanico de aire fresco lo siguió siendo. Ahora se trata de qué hacer con los cerrojos impuestos en una mente que de anclada ha terminado por aburrirse. Probar, investigar, mostrarle al cuerpo que en otros mundos seguiremos siendo. Ser, nada más. Sacando más trocitos de uno mismo, cargándonos la oscuridad a la que, sin darnos cuenta, nos vimos sometidos.
Tengo dos oportunidades para extraer de mí a la ana creativa que de vez en cuando me habita. Quiere salir, pero en el portón del acceso vive de alquiler la que, acojonada, decide decirme que es mejor no probar por si al final terminas jodiendo el tiempo. Sólo se trata de decidir a quién quiero escuchar, con quién quiero identificarme, si con la miedosa o con la que no tiene otra cosa que hacer que vivirse. Tú cuál elegirías? No hablo de mí, que ya sé cuál me dirás, hablo de tus trozos, de tus montones de personalidades dando vueltas. Eliges conscientemente con cuál quedarte? O acaso no sabes ni siquiera que eres muchas cosas a la vez?

16 comentarios:

Helena dijo...

Yo ya elegí hace seis años, pasados los cuarenta, decidí. Sabia que para ser valiente hay que tener miedo y yo tenia "tantos" ...No me arrepiento, solo te digo que delante de mi, para desayunar tengo un tazón lleno de miedos y soy mas feliz de lo que fuí... Beso princesa.

El silencio y otras palabras dijo...

Yo siempre he sido un montón de trozos que se van uniendo por cuerdas invisibles a medida que van pasando los años. NO quiero elegir a una. Soy cada parte que comprendo y las que no, soy todos mis miedos, mis mentiras, mis vistudes, mis sueños... Soy la que no pierde la cabeza y la que se deja llevar por lo que siente. La que está aquí, en este universo paralelo que compartirmos, y la que día a día tiene una vida al margen de esta. Lo bueno es que me conozo muy bien... ¡y he llegado a aceptarme tal y como soy!

Comando Dharma dijo...

Si alguna vez elegí otro yo que no fué el mio el esfuerzo fué tan grande que al final ya no pude elegir, aunque aparentemente mi vida era "normal", por dentro fuí rodando colina abajo hasta el fondo, donde me esperaba el muro de piedra, solo, conmigo mismo y nada más, ya exausto, me senté a observar que había pasado desde que alguna vez tuve sueños, oí el viejo rumor del rio que me decía, vuelve al manantial, donde el agua siempre es nueva, fresca.
Ahí, escuchando en el silencio, practicando la "danza inmovil", se fueron curando las heridas.

"El durmiente despertó, los rios desembocaron en el mar..."

Toni

PazzaP dijo...

De sobra sabía de tu genio escritor, que en cuanto se pusiera con el otro polo sus frutos serían deliciosos...
Que Dios te lo conserve por mucho tiempo, tan inesperadamente creativo como lo parió.

La conciencia ante todo, ¿pero qué es en realidad elegir conscientemente?

bison dijo...

Vivimos en un planeta de libre albedrío, , ahí está la gracia de vivir. Podemos elegir y por ello asumir las consecuencias. Hay mucho refranero sobre este tema: "de aquellos polvos vienen estos lodos" o "manos que no dais ¿qué esperáis?" o "quien siembra vientos recoge tempestades".
a mí me gusta el de : "quien da esperanza, recibe luz."

taio dijo...

excelente post

Nebroa dijo...

Helena! Exactamente. Yo creía que la valentía era la ausencia de miedos. Luego entendí, comprendí y observé que, como decía un gran amigo, el miedo es libre, tan libre que puedes cogerlo cuando quieras o trascenderlo. Los tengo, sé cuáles son. Ahora ando dándole vueltas alrededor, no termino de derribar la puerta, aunque confío tanto en mí que sé que lo haré. Pronto. Más pronto que después.
Sí, verlos, los miedos, venir, aullar, susurrar, y aun así continuar, no quedarse estancado oyendo siempre la misma música... Al final se transforma en pesadilla. Y no. Por ahí ya no

Nebroa dijo...

Silencio, no sabes lo que me motiva leerte decir eso. Aceptar todas las partes. No renegar de ninguna. Y las que más daño hacen, las que más porculín dan, escucharlas con más amor aun. Incluso ponerles voz, como me bien-aconsejaba otra amiga (cuántos amigos tengo por dioos)... Ponerle voz para ver qué cuenta, qué dice, qué rumorea. Y así poner luz y calma dentro, en todos los rincones, y las cuevas y seguir abriendo, para seguir descubriendo. Que esa es otra, cuántas anas quedan aun escondidas?

Nebroa dijo...

Dharma, eso es, lo forzado es lo único que es imposible 'amar'. Porque es como invisible, inventado, impuesto, recreado, actuado... Al final, como bien dices, cae. No hay otro destino, está como condenado a morir por ser irreal. Luego aparece eso que somos. Aunque ya te digo que eso que somos sea tan grande que no sea sólo una cosa...

Nebroa dijo...

Paz... Ya ves, hacía falta rodaje para encontrar otro punto desde el que escribir. Sí, que dios lo conserve, que yo sepa administrarlo y que pueda seguir creciendo con él...
Y eres una jodía! jajaj Pa una vez que llego a una conclusión, la tía me sigue estirando! jajaj Cómo me pone!
Elegir conscientemente es, ahora, hoy, observar todas las partes, determinar qué quiero experimentar, decidir qué quiero ser e ir a por eso. Ir en consonancia con las ideas que estén cercanas a mi idea de lo que quiero ser en el siguiente momento. Es no dormirme pensando que mis ideas me machacan, cuando puedo incluso cambiarlas. Crear nuevas. Hacer de nuevo...
Mi explicación no está detallada, pero... Qué tienes que decir a eso!?

Nebroa dijo...

bison, gran aportación la de 'asumir las consecuencias' del libre albedrío. Esa es la parte que más costosa le resulta a esta que escribe. Aun así, también escucho a mi rebelde interior, y a la que pone paz, y a la que hace de mediadora entre ambas. Responsabilidad que se llama. Que da mucho miedo cuando la escuchas por primera vez pero que luego es sencillamente liberadora...

Taio! Bienvenid@! Y gracias a ti por aparecer :)

PazzaP dijo...

La conciencia del pensamiento que pensamos no es la conciencia del ser, pero en tanto es conciencia, contribuye a su modo a la causa.

Dice Wilber que "Hemos aprendido a utilizar el pensamiento para trascender el cuerpo, pero todavía no sabemos servirnos de la conciencia para trascender el pensamiento."

Los HermanosCervantes dijo...

Iba a escribirte algo, pero luego varios pedazos de mí riñeron entre sí, y terminé escribiendo sólo esto...

Nebroa dijo...

Paz, ya intuyo ya, que la conciencia que proceso no es LA conciencia. Entre tanto aparece, o me callo para dejarla aparecer, no tengo más que esa como conocida. Aunque ansíe de ganas por descubrir la otra, que no es más que descubrirME realmente...
Efectivamente, Wilber confirma. Yo aun no sé qué es LA conciencia a la que a veces hacemos referencia. La hermana menor es la única que ahora parece pertenecerme... O ser yo misma... No sé!

Hermano Cervantes... No sabes la de ganas que tiene esta que te escribe de oírte conversar contigo mismo. Si es peleando no. O sí, por qué no? quizá aprendamos los dos.
Hoy mismo escribía algo, un diálogo. Sucedía hace años, cuando la niña que soy hablaba con la adulta-juez... Cómo me gustaría saber si era algo así lo que los pedazos de ti decían...

PazzaP dijo...

La conciencia es conciencia.
No dejes que tu juez interior la convierta en compartimentos estancos.

¿La hemana menor? ¡Es la misma!, que se amplía y se amplía... y se sigue ampliando si no la divides en tu mente.

No permitas que el hemisferio izquierdo lo contamine todo de racionalidad. No todo es racionalidad. El derecho tiene un corazoncito que quiere amarte y que lo ames.

Escúchalo sin palabras. Respíralo sin causa. Siéntelo sin ira. Por favor: ten compasión de toda tú.

Nebroa dijo...

Paz... Ves como no tengo ni idea de nada? Eso quién lo dice? el izquierdo? el derecho? No pretendo racionalizar, soy consciente de cómo me gusta la información, el conocimiento, el saber. Luego intento calmar la sed y dejarme sentir, a ver qué tal. Hay dudas, muchas, como ya sabes, pero sigo aquí, abierta a la experiencia, abriendo puertas que permanecen cerradas.
La conciencia se abre a través de la mente? La mente está a un lado?
Madre mía, qué de preguntas...