lunes, 7 de marzo de 2011

De verdades y otras ironías

Me encanta la ironía. Las mentiras llevadas al extremo, lo tajante, lo exagerado. Estirarme el cerebro, hacerlo grande y volverlo del revés. Me gusta decir palabras que huelen a humor negro, a salvajadas, a términos politicamente incorrectos. Decir maldades sonriendo. Vestirme de la mala de la peli en una trilogía de protagonistas buenos con nominación al oscar. Yo soy ambas. Soy un corazón que no me cabe entre las tetas y soy látigo, espada y veneno también.
Curiosamente, cuando no me entienden, que es casi siempre, la que me habita es la buena, la princesa, la niña, la inocente. Y me jode escoger ese disfraz en ese preciso momento. Podría darme por lo contrario. Pero no. Supongo que esa es la esencia y lo otro sólo un papel.

13 comentarios:

Arena dijo...

Pero actuar y cambiar de roles es tan humano, que cosas ¿no? la naturaleza de fingir.

Nebroa dijo...

Y el caso es que no finjo, no me veo actuando. La cuestión es que cuando algo quema, o te duele, o pincha o como queramos llamarlo, en ese estado de 'jodimiento interno', lo que sale parece ser lo que en realidad es. La esencia a la que me refiero. Y soy muchas cosas, cierto, a menudo, con frecuencia, cambio, me experimento y me suelto, pero cuando me quedo sola, conmigo, suele salir el corazón bueno, el débil, el sensible. No las otras partes... No sé si me explico bien!

Ninfa de la luna dijo...

la etiqueta está buenísima. Si te entiendo el comentario es que eres 'mejor persona' estando a solas, asi?

Nebroa dijo...

Mmm... Según lo que se entienda por mejor persona. No creo que esa parte sea mejor, entre otras cosas porque me hace más daño. Es decir, si cuando me dicen algo que me daña, en vez de sacar la parte irónica de mí, sale la sensible, mis barreras para protegerme, disminuyen. Y eso no siempre es bueno...

Arena dijo...

NUNCA LO ES!! ser 'asquerosamente sensible' es vestirse de ovejita y lanzarse a la manada de lobos.
Es bueno que tengas esa parte tuya. Creo que ambas son bonitas, e igualmente necesarias.

Arena dijo...

he dejado algo para ti en mi blog, feliz dia!

Paranoica empedernida dijo...

Me ha encantado. Brindemos por los sarcasmos.

Nebroa dijo...

Arena... Gracias. Por la sonrisa interna que paseas :)

Paranoíca! Cómo me gusta encontrarme con los sarcasmistas!!! Ya tenemos nombre!

PazzaP dijo...

Curiosamente, cuando no te entienden, que es casi siempre, dices...

¿Te entiendes tú cuando ellos no lo hacen?

Mencionas disfraces, que fastidian incluso. ¿Cómo no habría de disgustarte ponerte uno, sea cual sea, si lo que de veras puede hacerte sentir bien es ser genuina?

Nebroa dijo...

No me fastidian los disfraces, me he explicado mal. Realmente no es del todo un disfraz. Es una parte de mí, de un todo eterno e infinito. Lo genuino y auténtico es el amor, eso ya lo sabes tú... Mirándolo así podemos pensar que todo, incluída esta piel, es tb un disfraz, no? Llámale ego :p

Maeve dijo...

Esto pasa todo el rato...:s

PazzaP dijo...

En el interior de la conciencia se aloja toda una cohorte de subpersonalidades que pueden o no a su vez estar disfrazadas.

Juega a descubrirlas y ámalas por lo que son. Te ayudan a conocer y respetar más fielmente lo que sin duda eres en esencia.

Nebroa dijo...

Fíjate, observando todas las partes que se disfrazan ando descubriendo qué soy en realidad. Precisamente por eso... Curioso