lunes, 14 de febrero de 2011

No, no deberías hablar de cubrir, ni empotrar ni encastrar... Ni hablar de portales, suelo mojado o paredes lisas. No deberías montarme en unas botas con palabras, ni decir cuerdas en la misma frase que labios. No, tampoco está bien lo de la ducha caliente, ni un backstage vacío, ni el mostrador de no sé qué tienda, ni la mesa donde se reúne tu jefe con varios nadies.
No, hoy no.
Hoy tengo el corazón salvaje y si sigues hablándome de amor...

3 comentarios:

Cerocero dijo...

andaa calla callaa!! hoy parece que veo más pareja que cualquier dia!!y todo el mundo hablando de amor!! dios! que termine el dia yaaa!

Nebroa dijo...

Nooorrr! Es tu miradaaa antonia! La que se ha cargado de gafas dobles para mirar, hoy precisamente, en la dirección que más ausencias te recuerda. Hay trescientos millones de solteros. Fíjate, me has mirado a mí!! Eso de ahí es sólo ficción...

Minuet dijo...

y a mi...¿me habéis mirado ami?..;))
Muachhh, (preciosa canción la de Philadelphia)...
Remuachhhhhhhh