sábado, 23 de octubre de 2010

Lo peor no es que me duela, no son las punzadas que deja la verdad frente a las caricias que fingías entre líneas, lo peor es no tener quién me limpie la sangre. Saber que no vendrás a lamerme las heridas que tú mismo dejaste, ni a cerrarme la boca que aun tengo abierta por la sorpresa de encontrar realmente cómo eres y cómo piensas. Lo peor es que sigo vertiendo saliva desgastada por la decepción, por el desencuentro con esa parte de ti tan irresponsable, sigo llorando sin lágrimas y tú no vienes a decirme que todo era un juego y que sientes haber jugado saltándote las reglas. Porque para ti no hay reglas, ni nada que guardar, ni intimidad que compartir entre sólo dos. Y entonces lo que duele no es lo leído, lo entendido y lo visto. Lo peor es que no tienes otro 'tú' con el que convecerme de que el que vi era de plástico, o de broma o de mentira

13 comentarios:

Daeddalus dijo...

Pues vaya... siento que estés pasando por algo así.

Flor de té dijo...

Nunca hubiera descrito mejor esa sensación.. la que te queda cuando llegas a la conclusión de que.. ooohhhhhhh si no eras de verdad!!!!!

silvo dijo...

Muy, muy duro y muy bien expresado Nebroa, te acostumbras a su refujio y cuando se derrumba arrastra consigo en consuelo, besos

silvo dijo...

En el comentario anterior quiero escribir refugio y no con jota como está, besos y buen sábado Nebroa

40añera dijo...

Has descrito muy bien cuando uno te da un puñetazo en el estomago y se va
Un beso

Anónimo dijo...

Jo Nebro ..: es dificil Dar consejos sin saber que ha pasado me imagino lo que te ha podido ocurrir ... No se intenta buscar el lado positivo , digo yo que al menos estaría bueno ...a mi cuando me han jodido siempre pienso , ella se lo pierde , tu vales mucho ....peqe lo siento ...N

ToTo dijo...

Un relato de decepción y dolor lleno de poesía.
Te dejo mi abrazo. ToTo

Nebroa dijo...

Daed, me pasa lo mismo a mí, que siento cuando pasas por oscuridades tal y como me alegro cuando rozas otros cielos. Pídeme una cerveza anda ;)

Nebroa dijo...

Flor, en este caso en particular la sorpresa no fue extrema, porque ya resuenan en mí un montón de mentiras del pasado, como si lo vivido me hiciera permanecer alerta y esperar la sombra en cualquier esquina. Antes no veía nada, ahora entreveo más que antes, y bueno, aunque no exista el que se parecía a mi verdad, eso ya no me hunde... Si has entendido algo te invito a un café! jajaja

Nebroa dijo...

Silvo, qué 'bonito' lo de arrastrar consigo el consuelo. Sí, esa es la parte que más duele, supongo. Aunque a la vez sea otra oportunidad para aprender a consolarme a mí misma más y mejor

Cuarenta, me encanta la expresión y la escena que me he imaginado al leerte. Sí, algo así. Te pego un hostión y me voy por donde he llegado, que no te he dado apenas fuerte y encima, no debería dolerte. Mua

Nebroa dijo...

Ene! No ha pasado nada del otro mundo, ná! Una cosilla sin más importancia que la que yo quiera darle, y no, no le doy mucha. A veces escribo concentrando en 10 líneas un sentimiento, esto hace que parezca mayor de lo que la realidad dice. Estoy bien, no tanto como tú jajaj pero bien!

Toto, siempre tengo tus abrazos para sostenerme. Siempre.

Zara dijo...

que voy a decir despues de esto?

emmm
hola Ana :D

Nebroa dijo...

Zara! Hola! tengo ganas de verte! :)