sábado, 14 de agosto de 2010

Y entonces, cuando la coraza era más y más densa, dura, extensa y potente, vino el vacío a levantarle la piel de debajo de las uñas, volvió a susurrarle al oído que en el trabajo no suelen crecer las flores, ni que el amor por otras piernas puede cubrir la oscuridad más íntima, ni que poner kilómetros en medio de una vida pasada y la otra que inventó huyendo, fuera el salvavidas de unos ojos que ya hacía tiempo que se habían hundido...
Hoy, cuando el hombre al que perseguí en dos mensajes y un golpe en medio del pecho vino a decirme que la vida es perra, puta y que lo persigue el vacío sin envase, no supe decir adiós, ni hasta luego déjame en paz... Sólo fui capaz de hablar, de soltar palabras y deseos de esperanza en su mochila, mostré mis oídos y la mirada enlatada que se abre de par en par por querer traspasar las entrañas... Soy así, soy la que olvida el dolor causado, la que trasforma el pasado en tiempo invisible, la que pasa por encima de lo que jodió si el que jodía está ahora jodido...

Puedes rellenar la tarta de todo el algodón que encuentres... pero si tu sabor no es dulce...

12 comentarios:

CAOS dijo...

Me encanta como has vuelto...sincera hasta decir basta.

No es qque antes no lo fueras, entiéndeme, es que ahora te veo más más más...

Besos caóticos.

Zarzal dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Diferido dijo...

Qué decir? Cada día me sorprendes más, y eso me gusta, te sigo...

Pilar dijo...

La venganza no es un plato dulce aunque te lo sirvan frío, y levantar la mano de la espada a la vista del pecho abierto del enemigo, es mucho más sano que herir, sólo porque se puede, en nombre del dolor pasado.

Duermes mejor y tu vida es más rica porque eres capaz de dar incluso a quien te quitó.

Un beso

Robert dijo...

Zarzal. Más de una escritora te echaría a los leones por diferenciar a hombres y mujeres por la escritura. No sé si tendrás razón al 100%, pero yo suscribo tus palabras. Pienso que cierta escritura de mujer alcanza una calidez que no llega a transmitir la masculina. Se hace difícil analizarlo; quizá haya en ella una mayor generosidad.

Zara dijo...

Pos mira, en eso yo soy como tú. Y no sé a ti, pero a mi no me gusta un pelo.

caperucitaferoz dijo...

Yo duermo mejor y más tranquila haciendo igual que tú, no quiero malos sentimientos dentro de mi cuerpo, de nada serviría que ahora le hicieras más daño,,,te aliviaría el tuyo??
me encanta tu blog,,,,te sigo,me siento identificada contigo en muchas cosas,,,,,ánimo,,,,,

Zarzal dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Nebroa dijo...

Sí que te entiendo Caos, no sé si es el sur lo que trae más luz, ojalá sólo sea el tiempo. Y cuanto más horas avancen, más sincera me muestre :)

Zarzal, no me resultas pesado! las palabras casi nunca lo son, a excepción, desde el punto de vista de mi planeta, de aquellas que afirman, corroboran, sentencian un algo que es imposible debatir... Si toco algún punto en ti de los que te gustan, bienvenidos tus oídos! :p
No sé qué tienen las mujeres, pero a mí me suele pasar lo mismo, los blogs que más me enganchan los escriben mujeres, supongo que como comentais, son los sentimientos, las emociones, nosotras somos más así, en vosotros hay más razón, más lógica, más práctica... Qué difícil es definir a veces algo coño! Totaaal, que puedes venir, hablar, aburrirte, criticar y debatir, que yo haré lo que me de la ganaa! jajaj
Me ha gustado lo de llenar las mochilas o de esperanza o de piedras! ;)

Nebroa dijo...

Diferido, lo malo de las sorpresas es que no todas son agradables... vente!

Pilar, hola! Es cierto que el sueño es más tranquilo si no barajas el rencor y el odio en cada noche. A mí me resulta más placentero, además de que tampoco me sale hacer otra cosa, quizá no hay mérito porque no costó 'ningún esfuerzo', pero... así es!

Robert, no sé si es generosidad, o es ser más transparentes, con menos embudos, menos filtros, por no pasar las ideas por demasiadas rejillas... No sé, a mí me pasa con otras, como le digo a Zarzal, y no sabía muy concretamente a qué se debía

Nebroa dijo...

Zara, a mí sí que me gusta. Por qué no te gusta a ti? Lo habitual en el lugar donde vivimos es que si te jodieron lo adecuado es que hagas tú lo mismo, los amigos, los conocidos te empujan incluso a hacerlo y te aplauden cuando lo haces... Pero qué gano siendo de esa forma? Yo gano más así, siendo como soy, dime por qué tú no!

Nebroa dijo...

Caperucita! Hola!! Así es, una de las claves es eso que dices, hay gente que cree que hacer daño, o intentar hacerlo (porque nadie nos asegura que lo que hagamos o digamos dolerá como pretendemos) alivia nuestro odio. La cuestión será saber que si hay odio sólo generará más del mismo, se avivará aquello que nos dolió, por simple sintonía... Me expliqué? porque toy empanada ahora mismooo! jeje