domingo, 23 de mayo de 2010

Destape

Ha sido una semana larga, cansada, aunque haya pasado tan rápida como el resto, no siempre hay una sóla verdad... Es domingo, con lo que yo odiaba sus tardes tristes y desesperanzadas... Y mírame, aquí estoy, sin mucho que decir y con la cabeza del revés. No me ha gustado esta semana, a pesar de que no me acuerde de casi nada de lo que he hecho o lo que he dejado de hacer, cuya lista es más extensa que la primera. Sabes que una persona puede deprimirse sólo con dejar de hacer lo que habitualmente hace? Quítale a alguien salidas, trabajo, algo de vida social, su rutina más inmediata, y puedes mandarlo al médico enseguida aunque no haya vivido ninguna experiencia traumática, difícil... Supongo que ha sido algo así, he salido menos, me he preocupado más y añádele el hecho de que sigo buscando en mi interior aquello que me dificulta el vuelo, y que, aunque sea curativo, suele ser doloroso. Me queda menos dinero, me planteo trabajar en cosas que no he hecho nunca ni quería hacer, la pantalla del móvil no se ilumina con mensajes nuevos y no hay ningún hombre con el que tomar cerveza y jugar al me atraes, tú a mí un poco... El medio vacío estaba ocupado desde enero, y entre él y otros, había miradas al tapete de las relaciones, esta semana ha sido la primera en la que no ha habido nada de eso... Cambios y movimientos, o mejor dicho cambios y paradas, y eso será tal vez lo que merma mis ganas. Las ganas de la entrada anterior, tengo ganas de esto, de lo otro, de lo más allá, pero se quedan ahí, en ganas, por eso decía que lo mismo se gastan de usarlas si no obtienen recompensa ni sienten el objetivo en la mirada. Semana larga, pausada, cansada y derretida. Una más. Otro principio y otro final...

3 comentarios:

Rizar el rizo dijo...

Todo principio tiene su correspondiente final. La siguiente será mejor

Lorena Chavarría dijo...

como entiendo tus ganas y tus no ganas y esos momentos en que sientes vacío por que todas las ganas que tenias se diluyen y no entiendes el por que.

solo mandarte un abrazo de animo y fe

Nebroa dijo...

Lorena, me quedo, a manos llenas, con esa parte del abrazo que lleva 'fe'. Lo que necesito hoy

Rizos, eso espero... que ésta sea mejor