martes, 6 de abril de 2010

Lograré cambiar mi mente. Lograré transformarla.

11 comentarios:

Rose Kavalah dijo...

eso lo veo un tanto difícil, pero ánimo

El silencio y otras palabras dijo...

Lograrás verte como te vemos nosotr@s y ojalá descubras que no hay nada que cambiar.

Nebroa dijo...

Rose, no es fácil, pero lo que no quiero permitir es que ella vaya a un ritmo y yo a otro. Que ella controle todo con sus pensamientos habituales, a los que está acostumbrada. Ya sé que son muchos años de inercia, que salen 'sólas' las ideas más catastrofistas, pero por qué no puede ser posible y factible que ella me pertenezca? Es difícil, más no imposible, el trabajo es duro, constante, siempre alerta, pero mientras me produzca dolor lo que en ella aparece, creo que mi tarea es transformarla, creo que no vine aquí a sufrir...

Silencio, hay cosas ahí que no hay que cambiar, que me gustan, que he logrado establecer como mías y de las que me siento orgullosa, pero hay otras ideas que no quiero que sean 'mías', no quiero identificarme con todo lo negativo y oscuro que ella dice de 'mí'...

Es difícil esto, no!? jaja... lo de explicar qué es la mente, qué soy yo, dónde queda la personalidad, el caracter, si soy capaz de verme pensando ciertas cosas que no me gustan, qué soy entonces?...

Rose Kavalah dijo...

No hace falta cambiar la mente para no sentir dolor, sólo hace falta no acercarnos a eso que nos produce dolor

Zara dijo...

Pues te animo a ello si eso te va a hacer un poco más feliz.
Gracias por lo que me has escrito, me has sacado una sonrisa mu grande! :)
Me gusta que alguien como tú me vea de ese modo, me halaga un montón, de veras.

Lenka dijo...

Pues discrepo. No es tan difícil cuando SABES que quieres cambiar cosas. Para nada. Lo difícil es cuando estás perdido. Pero cuando lo SABES, no. Soy la prueba viviente. Porque lo chungo es que, siendo débil como era antes, le echara huevos para esquivar aquello que sabía de sobra que me dañaría. Pensaba que no podía, ergo ni lo intentaba. Y, es más, me engañaba con el "no pasará esta vez". Cuando SABES que quieres cambiar y no te permites un solo autoengaño más, entonces PUEDES y CAMBIAS. Doy fe (cual notario).

Nebroa dijo...

Rose, no acercarme a lo que me produce dolor, en este caso, es imposible. Directamente. Lo que lo produce lo tengo yo, de lleno, soy yo misma. La que se taladra, se exige, se juzga malintencionadamente. Alejarme de lo que produce dolor es factible cuando sabes las situaciones externas que lo producen, como que no acerques tu dedo al fuego porque lo quemas. Pero el fuego y el dedo es la misma cosa, y en este caso es irremediable que no se produzca el dolor. Así pues, o apago el fuego que yo misma enciendo o mi dedo seguirá quemándose siempre.

Nebroa dijo...

Zara, cuento con que los avances, la comprensión, la aceptación, y el consiguiente cambio de actitud contribuya a que me sienta más feliz. Sí. Eso pienso. Si no lo consigo, buscaré de otro modo...
Gracias por las gracias! Eres muchas más cosas que las que pueden decirse en un párrafo, por muy extenso que sea!

Nebroa dijo...

Me ha encantado lo de 'cual notario' Lenka. Estamos en la misma sintonía, creo que se puede. Llámalo mente o como quieras, quizá esta palabra hace que la mayoría de la gente piense: oh no! cómo voy a cambiar lo que soy?... pero con el tiempo yo también puedo afirmar que no soy la que era antes, no tengo los pensamientos que tenía antes, elegí no quedarme con los que me dañaban. Al final se resume a eso, aquello que me produce dolor y está dentro de mí misma, cómo no voy a poder hacer algo al respecto, si me pertenece?...
Supongo que la mayoría de dolores que las personas creemos tener vienen de fuera, o eso es lo que creemos, por lo que nos quedamos en: es imposible que yo pueda hacer algo por cambiar algo que no controlo. Pero y cuándo viene desde el mismo epicentro del que hablaba?!... Creo que se puede. Aunque como te digo, no sea un trabajo de un sólo día o un sólo instante. Requiere atención.

Lenka dijo...

A eso me refería. No podemos cambiar el clima, ni nuestros genes, ni el calendario, ni montones de cosas internas y externas. Pero eso de la mente... los miedos, las formas de razonar, las conductas, las manías, las reacciones, la actitud... cómo que no? Podemos, sin duda. Buenos iríamos si no se pudiera!!! Y de qué iban a vivir los pobrecitos loqueros???? XD

Sí, sí que podemos. Podemos cambiar todo lo que dependa de nosotros y también el modo de encarar lo que no depende de nosotros. Cuesta, claro, en ello estamos. Pero se puede, se puede. Eso del "no puedorrrrl" sólo sirve para Chiquito. Yes, we can.

Nebroa dijo...

jajaj vale, sólo para chiquito! jajajaj Y efectivamente, digo yo que si existen los loqueros que me han soportado durante algún tiempo será que algún beneficio producen a la sociedad, no? si no, estarían todos jubilados y sin cobrar, logicamente!