miércoles, 3 de marzo de 2010

El paro y sus consecuencias


He ido a cenar a la pizzería de siempre con mi amiga E... Cuando ya teníamos la panza parecida a la de Montserrat Caballé, (bueno, la mía, que la de ella por mucho que coma sigue pareciéndose a la panza de una avispa) hemos pedido la cuen... Como soy un poco pobruza, (amos, paupérrima) al ver la cuenta, mirar la media pizza que aun me quedaba y poner los ojos en blanco, le he dicho al camarero (que por cierto tiene un hijo con cara de pizza, deberíais conocerlo) que me la ponga en una cajita de esas monas... Jajaja... Yo sé que algunos lo hacen, pero yo no lo había hecho nunca. Excepto una vez que fui con mi hermano Javi a la misma pizzería y de lo gordos que somos, pedimos tanto antes de la pizza en cuestión, que cuando éstas llegaron no nos cabía ni la olivilla que llevaban encima, así que nos las llevamos enteras... Pero lo de hoy no lo había hecho nunca, y mira, está bien esto de descubrir nuevos mundos :s

Por supuesto estoy deseando que llegue mañana noche para comérmela porque en el mini frigo que tengo creo que sólo hay dos medios limones y un bimbo del día que mi padre hizo la comunión

12 comentarios:

Lely Vehuel dijo...

Cada tanto vengo y paso por tu sitio para verte,leerte y encontrarte entre tus notas.Mas que decirte que tu lugar es placentero de visitar y produce en mi el encanto que se necesita para volver siempre.Te invito a Cuentos y Orquideas y leer algo nuevo,un abrazo para ti,mucha luz y hasta pronto...

Sí es lo que parece dijo...

Uy,pues mira con esos ingredientes que tienes puedes hacerte una cenita fácil...Una ensalada (el bimbo ya estará verde) aliñada con limón, pero si no tienes unas aceitunitas o un tomatito te va a quedar un poco simplona. Así que calientate un poco la pizza. ;)

Yo he llegado a hacerme arroz cocido, con un poco de avecrem (que era lo único que quedaba en la despensa) por no comerme las telarañas del frigo (es que luego dan pesadez de estómago)

Besos

Helena dijo...

Yo pase una buena temporada comiendo pizza fria para desayunar. La verdad es que me sabia a gloria, despues vinieron los tiempos mejores y los kilos como consecuencia deje de tomar pizza. Ahora vuelvo a estar mal de dinero pero ya no puedo comer pizza, se fué el dinero pero no los kilos...La rueda de la vida, nos dice: Disfruta de la pizza, disfruta dl momento!

Camila Olivier dijo...

Hey ¿de dónde eres?
Se me antoja un trozo de pizza con queso derretido. No, no quiero.

Fiebre dijo...

Pues no deberías avergonzarte nunca más.
Y tú que eres tan viajera sabrás que en otros países es una cosa de lo más normal pedir lo que te sobra (es muy frecuente con las botellas de vino, que las cobran a precio de oro para llevar). Es más, los restaurantes están preparados para ello.
Aquí en Málaga hay algunos asiáticos de nivel medio-alto en los que ellos mismos te lo sugieren, porque ponen mucha cantidad de comida.

Nebroa dijo...

Lely, muchas gracias por volver, me gusta que te sientas bien aquí

Sieslo, jajaj... lo del pan bimbo verde que sirve de ensalada no lo había pensado nunca! no lo tiraré jamás! jaja A qué sabe el arroz con avecrem? a nada!?

Nebroa dijo...

Hay que ver Helena, cómo de un trozo de pizza puedes sacar una lección trascendente. Me gusta! Me gusta el momento pizza-presente!!

Camila...jajaja Grande tu respuesta. Tú te lo guisas, tú te lo comes, bueno, en este caso no!

Nebroa dijo...

Fiebre! Que no me averguenzo!! sólo lo contaba como algo que me pasa por primera vez! me gusta, sabes? que a pesar de los años siga habiendo cosas que pueden hacerse por primera vez. Y sí, todo es cuestión de costumbres, tú lo pagas, te pertenece, por qué no sigue siendo tuyo cuando dejas de estar en el restaurante? es cuestión de costumbres y maneras, ciertamente! :)

Sí es lo que parece dijo...

Desde entonces no he vuelto a comer arroz :P, creo que tambien es que me quedó algo duro jejeje

Nebroa dijo...

jajaj coño! encima! Que sepas que ahora mismo se me acaba de presentar en la mente la imagen de una casa de campo, mucho sol, buena temperatura, mucha gente, y tú y yo comiendo paella descojonándonos!!

Sí es lo que parece dijo...

jajajaja, pues si es así, marchando esa paella....por cierto de marisco o mixta? y acompañada de algo muy fresquito y con alcohol...unas coronitas?

Nebroa dijo...

Mmmm! joer, qué bien sabe la imaginación!