viernes, 5 de febrero de 2010

Cómo mirar mi realidad

Le decía a E que quería hacer una lista con todas las cosas malas (las que no quieres o esperas) de este año que empezó según el calendario, hace bien poco, y que según las vivencias, se acerca más a un lustro que a 36 días.
Tuve gastritis, me resfrié, tuve gastroenteritis, me largaron del trabajo, tengo que dejar el hogar que monté, no me dan el finiquito que me corresponde, sólo tengo dos meses de paro, tengo que anular el viaje a Pisa, tengo una infección de oído terrible, el chico que me gusta más de lo que me gustaba nadie desde hacía mucho tiempo, me ignora vilmente, tuve el virus del estómago durante 48 horas... y no me dio tiempo a decirle adiós a mi amigo porque la muerte se lo llevó a deshora...
Y hay que ver cómo es la realidad, que a veces no sabes si existe una o son varias según los ojos que la miren. Porque si leo todo ese párrafo de ahí arriba, sólo hay una cosa que no tiene solución. Que sólo lleva lágrimas y pena. Y sufrimiento si una lo elige. Todo lo demás, si te pones las gafas esas del color de la pantera de los dibujos, resulta que no marcan, no tatuan el tiempo, no dejan marcas en el alma. Sólo pasan, suceden, son. Y todas las lecturas negativas que quiera hacer de ellas no serán más que una 'elección', y mira por donde hoy no quiero escoger de entre todas las maneras la peor, al menos quiero quedarme con... con la mirada. Mirarlas, ver cómo suceden, poco más que eso. Y en cualquier caso, escoger en qué convertirán mis días venideros con lo que yo decida hacer con mi timón...

6 comentarios:

Jorge Torres Daudet dijo...

Pues querida Nebroa, ese timón cógelo con pulso fime y endereza la ruta que se te reesiste en estas pocas fechas, por una tempestad que como todas será pasajera. Ánimo y a llevar esa bonita nave a buen puerto.
Un abrazo.

Tordon dijo...

Lo importante-lo decía Horacio-es conservar en los acontecimientos graves la mente serena
¡Animo , chica, que tu vales mucho!
Bss

Subterráneo dijo...

No sé. A lo mejor queda muy tonto decirlo, pero... ¿qué tal una lista de cosas buenas?
Por lo que te he leído, parece que tu vida no es precisamente un lecho de rosas. Pero los seres animados se diferencian de los inanimados en su ansia por vivir, a pesar de todo. Y ya sé que esto es muy fácil decirlo, pero el que más y el que menos las ha pasado putas unas cuantas veces y sigue adelante.
En fin, ya digo: igual es todo una tontería de las mías. Pero mientras la función no termine hay que seguir de pie, actuando, nos guste o no.

Nebroa dijo...

Jorge, muchas gracias, un consejo de una persona con experiencia alienta mi camino... Gracias

Tordon, hola!! Me alegra mucho verte aquí... que sepas que tu frase 'tú vales mucho' me la llevé anoche a la cama y me la creí. Ya ves!

Subterraneo...no es tonto decirlo, o en cualquier caso también yo soy tonta porque ya he hecho ese listado de cosas positivas mentalmente, no sólo una vez, de hecho lo hago a diario y varias veces. Tengo muchas cosas por las que sentirme dichosa, y lo sé, ahora empiezo a mirarlas. Tengo valentía y fortaleza, las tengo y trabajo cada día para no perderlas de vista. Ellas me han traído hasta aquý y me seguirán guiando. Dalo por seguro. Gracias por venir :)

L.V. dijo...

Horrible y triste realidad.
Mucho ánimo y fuerza para seguir adelante!

Nebroa dijo...

LV, muchas gracias por la segunda frase! respecto a la primera, jaja, es una bonita manera de recordármelo, pero el verdadero sentido del texto era precisamente el contrario! :p