sábado, 13 de febrero de 2010

Atrás queda el escenario


Última noche mirando desde aquí, desde este balcón, con flores, con incienso, con velas, son las últimas palabras desde este avión, con cuadros, fotos y suelo cálido. Y las últimas letras desde este barco, con música de bruce, sabina y quique. Las ideas que bucearon desde este mar, con ruidos de fondo, coches sin ruedas y semáforos en ebullición, dicen adiós al escenario.

Mañana despega un vuelo. El de los valientes que modifican su rumbo, el de los osados que cogen impulso, el de los vencedores que, sólo a veces, parecen vencidos...

15 comentarios:

Anónimo dijo...

A veces hay que dar un paso atras para coger impulso

Maeve dijo...

:O

Maeve dijo...

Joer, quiero decir...la manera en que lo ves es tan...leñe, es como debe de ser, para ti, y eso me alegra un puñao, bonica.

Subterráneo dijo...

Todos los vuelos tiene un origen y un destino. Y después de la lógica confusión del aterrizaje viene el recuerdo de que si uno cogió el avión es porque quería cambiar de aires.
Ese es tu caso, espero.

Aida dijo...

Que vaya bien!

E dijo...

"Mañana despega un vuelo. El de los valientes que modifican su rumbo, el de los osados que cogen impulso, el de los vencedores que, sólo a veces, parecen vencidos..."

Esto, esto es lo que me gusta. Esto es lo que tu sabes que me gustaría que pasara, que siempre fuera así.
Solo a veces parecen vencidos, Ana....solo a veces.

Sí es lo que parece dijo...

Buen viaje, valiente! y de parecer vencida, nada, a mi me pareces todo lo contrario.

Por cierto...escribe cuando llegues ;)

Saludos

Nebroa dijo...

Anónimo, no sé quién fue la primera persona que me dijo esa frase a modo de consejo. Me gustó y la hice mía. Porque sí, porque quiero. Eso es lo que elijo

Maeve, sabes? lo más sorprendente para mí es que me gusto así, habiendo aprendido al menos una vez en la vida a trabajar lo que quiero ver. Es decir cómo quiero ver lo que ocurre fuera y cómo elijo cómo responder desde dentro. Y me gusto, sí...
Aunque hoy haya habiado instantes de lágrimas, claro...

Nebroa dijo...

Sub, no quería, no fue elección propia, fueron las circunstancias las que han hecho que me mude. Aquí estoy, en mi nuevo hogar, que aunque no haya sido por elección íntima, he decidido que me gusta el destino :)

Aida... irá! Por cojones que irá! ;)

Nebroa dijo...

E, sabes qué? es 'parecen' vencidos, pero no lo están. Te quiero.

Sieslo (me gusta este nombre, vi que te llamaban así y me lo quedo!), gracias por la mirada. Parezco muchas cosas, y soy otras tantas. Como tú, a que sí?

Sí es lo que parece dijo...

Encantada de que te lo quedes.

Sí, como siempre has dado en la diana. Encerramos tanto o más de lo que pueda parecer, no está nada mal, verdad?

Besos
Sieslo (je, me gusta hasta a mi)

Nebroa dijo...

No está mal, pero a veces hasta da algo de 'pánico' asomarse al universo de lo que encerramos!

Cassiopeia dijo...

Hay miedos buenos y miedos malos. Lo aprendí en una de las etapas del peor de los miedos (el que te congela y no te permite dar un paso).

Te deseo muchos "miedos buenos" (los que te permiten mirar a ambos lados de la calle antes de cruzar... cuando no hay semáforos ni zebras, como dicen ustedes.

Te deseo lo mejor en esta nueva etapa... en estos nuevos días.

Un besote!

Nebroa dijo...

Cassi, gracias. Fíjate, hubo un tiempo en el que le tenía pánico a tener miedo. Quería sentirme tan libre que la sensación de que el miedo pudiera aparecer me paralizaba. Ya ves cómo puedo llegar a ser...
El otro, el del bueno, ese sí lo quiero, es el que me protege... Mua

Cassiopeia dijo...

Súper. De ese Vivo. Besos