miércoles, 14 de octubre de 2009

Aperturas

Sin labios, sólo los dientes asomaban desde el balcón hacia el abismo.
Sin piel, corazón salvaje latiendo entre cortinas de humo con sabor a incienso.
Sin uñas, carne que vivía en las afueras de los eslabones perdidos.
Sin cabello, todas las ideas saltando como peces que no encuentran agua.

Así, abierta de par en par se paseó por la vida, sin coraza, sin máscara, sin careta y sin disfraz. Nadie la conocía realmente, a pesar de andar con el alma desnuda cada mañana. Se desnudó pero no supo contonear sus caderas al ritmo de la música del sol, ni del silencio de la luna...

2 comentarios:

Nawja dijo...

Y el gato???.... Joder chati me paso una semana sin leerte y no veas como se me acumula el trabajo, de donde sacas esa imaginación?, me ha parecido genial todo lo que has escrito... Estoy deseando de tener entre mis libros el q Ar te animo a escribir...

Nebroa dijo...

jajaja cabrona! deja al gato en paz!!! jajaj valeee! mañana le hacemos la foto y la cuelgo por la noche en tu honor! brujaa! que eres una bruja! jajaj
Ayer también me echó la bronca Zara, una amiga, porque escribo demasiado y dice la tía que va a suspender por leerme en vez de estudiar... Vale, me callo (ni de coñaaaa :p)