martes, 15 de septiembre de 2009

De vez en cuando

Estoy aburrida...
A veces la vida me parece una inmensa pendiente infinita por la que me cuesta muchísimo escalar.
A veces la llanura se esfuma y todo empieza a inclinarse, mis escasas fuerzas desaparecen, y lo único que queda es empujar desde no sé dónde a la voluntad. Que ella se encargue de poner todo cuesta abajo, de dejar que me deslice. Pero igual que el aire fresco es ausente, también la voluntad...
Los tejados se vuelven grises, de ese azul oscuro rozando el negro que convierte mi alma en una diminuta pluma sin cabello a la que sólo le queda la débil columna que la sostiene. Doblada, aferrada a la rotura, a punto de partirse en dos, tres o infinitos pedazos que no podrían ni siquiera moverse...retados por la disolución del tiempo, por la devastadora acción de la lluvia incesante, a morir sin saber dónde...

8 comentarios:

Silencios dijo...

Chiquitina, aburrida o no, eres increíble, y esto es algo que jamás debes olvidar.
Eres como un huracán. ¿Lo dudas? NO, verdad?

Ea!! Esa carita sonriendo a la orden, de YA!!!!
Joer parezco general!!!, jajajajaja.

Besos Chiquitina

Aida dijo...

De vez en cuando todos nos aburrimos y con la desgana se hace más difícil encontrar motivos para ver la vida desde el optimismo.
Pero nada dura eternamente, así que tal vez cuando leas este comentario ya andes con una sonrisa de oreja a oreja :)
Un mua!

Nebroa dijo...

Sonrío Silencios, sonrío... cuando te leo, cuando vienes, cuando te entiendo sin conocerte. A veces lloro, y otras me mantengo entre los dos lugares... Pero no me gusta estar en la oscuridad, le he cogido tanta manía que no sé lidiar con ella para aceptarla cuando viene!

Aida, es cierto que todo pasa, y que lo que parece inclinado por la mañana puede ponerse recto por la tarde... sólo que a veces se hace difícil esperar a que pase sin hacer nada. Odio no tener control sobre mis emociones

cactus girl dijo...

Perfectas las letras que has escrito. Me han gustado mucho...Pero déjate de pendientes y de cuestas, que es mejor ir to tieso..

Un beso embriagadora mujer

Frida la Llorona dijo...

Putas escaladas...
Me confieso escaladora (lo fui) y conseguí satisfacciones magníficas y joderme el menisco....
Te paso mis cuerdas, mosquetones y un arnés de seguridad y subeeeeeee rubia, subeeeeee....que tu puedes!!!!
No es aburriemiento, si me permites, creo que es cansancio...pero si llegas a la cima, que llegarás, serás única en el vertice de de ese escarpado pico.
Mil amores para los escaladores...

Nebroa dijo...

Joder Frida, esto se llama sintonía, acabo de darle a publicar cuando me encuentro tu comentario!
La cima? dónde está? no puedo alcanzar a verla ahora mismo...
Quizá deba cambiar la lente y no ver montañas en todos sitios, salvo líneas rectas. Sólo que si lo veo así, como bien dice cactus, todo tieso, dónde está el final? acaso hay alguno?...

Amanda dijo...

¿Dónde está la cima?
¿Y tú me lo preguntas,
mientras clavas tu pupila
en mi pupila azul?
La cima eres tú.
Tan empinada como empecinada estés en empinarla.

El final es Ítaca, como en el poema de Kavafis, uno que te invita a centrarte más en el viaje y menos en la meta, que es sólo la excusa para el viaje.

Confía, respira, relaja, suelta... ecualiza...

Nebroa dijo...

Gracias Amanda, como siempre, como siempre. Tus palabras, cuando las llevo a mi alma ajetreada entran como aceite, sucumben al desconsuelo y me permiten respirar tranquila, siempre...