viernes, 24 de julio de 2009

Espero?

Hay algunas esperanzas puestas en este fin de semana que está llamando a la puerta. Sé que las hay. Quiero que las haya, las fabrico y las dejo volar.
Quizá sean otros dos días cargados de ese espacio repetitivo que golpea mi puerta cada mañana. Pero tal vez haya cabida, aun, para aire fresco, para dejarme arrastrar por alguna sorpresa repentina, de esas que te sacan sonrisas y te dejan mirando al cielo.
Nada sé, nada intuyo. Sólo me dejo llevar. Sinceramente, confío en la no presencia de la rutina. Pero no se lo digas a nadie, porque luego, si el fin de semana vuelve a ser como todos los que lo precedieron, quizá me sienta pequeñita, por haber imaginado tanto y tener tan poco...

2 comentarios:

Rosario dijo...

No se lo digo a nadie mi querida amiga, pero disfruta cada momento que la vida te ofrece, no hagas planes, los planes degalos para mañana....y mañana Dios dira.
Feliz fin de semana
Un besito Rosario

Jose dijo...

Saludos.

Pues si quieres algo que se salga de la rutina te propongo... que me ayudes a limpiar las persianas de la casa (mucho trabajo para uno solo). Así le daré una sorpresa a la jefa, cuando vuelva de vacaciones y las vea brillantes.

De quitar el polvo a los muebles y pasar la aspiradora ya me ocupo yo. Incluso de preparar la comida...

Jose.