viernes, 10 de abril de 2009

Mis hermanos

Mi mente se acaba de ir a un lugar en donde le preguntan cómo podemos ser tan distintas las personas que hemos crecido, nacido y vivido en la misma casa durante, al menos, más de 20 años?
Mis hermanos y yo...qué diferentes somos
Yo, que siempre digo que la educación y la niñez son la base de lo que seremos.
Tanto influye la etapa personal la que atraviesan nuestro padre y nuestra madre cuando nos educan? O es que finalmente poco o nada tiene que ver lo que nos digan, enseñen, o trasmitan?
Claro que...vamos cambiando según lo que vivimos. Tan diferentes entonces han sido nuestras vidas después de esos primeros 20 años?
Mañana más, que hoy ya he tenido bastante

3 comentarios:

Aida dijo...

Esto mismo que cuentas lo pensé yo muchas veces, porque realmente la mayoría de los hermanos que conozco son casi antagónicos.
Me hubiese gustado poder comprobarlo en primera persona. Soy hija única y muchas veces eché de menos tener hermanos...
Un besito y feliz fin de semana :)

Antonio Ruiz Bonilla. dijo...

Cada quién es cada cuál, podemos influir pero no determinar. Digo yo, que no sé ni quien soy.
un saludo

Nebroa dijo...

Aida, nosotros somos 6, y la verdad, no imagino una vida sin ellos. Logicamente soy como soy por su compañía, y los ratos con ellos no los cambio por casi nada. Me hacen reir mucho, dos de ellos sobretodo, y la verdad, me sienta tan bien que me los quiero llevar a todos sitios siempre. Aun siendo tan diferentes a mí.

Antonio, bienvenido! A este rincón y sobretodo al mundo en el que cada uno no sabe ni quién es! ;)