martes, 10 de febrero de 2009

Esa voz...


me engancha, me llega y me llena
Y llevo días que no paro de escucharla...

Para relajarme un poco, me la regalo:

3 comentarios:

hécuba dijo...

Tiene una voz especial, desde luego.

Rose Kavalah dijo...

yo la regalaba antes en mi blog. Pero al final te cansas de todo, hasta de lo mejor.

¡Maldita voragine de vida!

Nebroa dijo...

Te cansas de regalar cosas bonitas Rose!? no me lo creo!