miércoles, 25 de febrero de 2009

Con certeza, el desamor...

Ayer hablé de él volviendo al pasado, a mis recuerdos, a las escenas que hay en mi mente. Hablé del desamor, conté cómo sentía mi alma la caída cuando los brazos adecuados no querían salvarme...
Hablar de ello en pasado, en ese tiempo que ya no existe, con la perspectiva que te da la distancia, el tiempo...es hasta bonito. Te sientes bien por haberlo sufrido y, con tu empeño, haber vuelto a nacer.

Hoy, una amiga lloraba en mi teléfono hablándome de eso...de querer morir si él no la vuelve a mirar...
Apenada, desilusionada, triste, abatida, deprimida, desolada y rota...
Y pensaba en lo diferente que es la vida cuando puedo mirarlas desde este mi horizonte
Pero por cómo soy, qué cercano me resulta su dolor
Y por otro lado, qué tranquilidad siente mi corazón al saber que no soy protagonista
Pero qué mal llevo la impotencia de no poder salvarla
Y qué lejanos me parecen mis dolores
Pero cuán abajo caigo por no poder levantarla...

No sé si vendrás a leerme, pero, camarera, todo pasa...

8 comentarios:

Principe Gitano dijo...

A veces es imposible ayudar a alguien que no se quiere ayudar. Y del mismo modo a veces no merece la pena pensar y repensar en esa otra persona.. si se lo merece o no ya es otro caso, pero el tiempo me ha enseñado que aún siendo duro hay que mirar hacia delante, y que las personas que se quedan atrás atrás se quedan.

No podras salvarla, pero si ayudarla a que se levante.

Animo !

E dijo...

"...de querer morir si él/ella no la vuelve a mirar...Apenada, desilusionada, triste, abatida, deprimida, desolada y rota..."

Joder, que duro es eso cuando lo estas pasando tu mismo....durisimo, agotador, te falta el aire, uff....pero visto desde una orilla ya mas serena y lejana, a los que no amamos ahora asi, como que se te pone una sonrisa tonta como de añoranza, aunque fuera horrible en su momento, de no estar sintiendolo ahora.
Camarera, como dice Nebroa:todo pasa. Pero reconozco que no hay consuelo ninguno para el momento que estas pasando, es tan fuerte la desazón que las palabras que te podamos decir te sonarán lejanas y distorsionadas. Un beso.

Daeddalus dijo...

El tiempo siempre acaba poniéndonos en nuestro lugar, cerrando las heridas y probablemente abriendo otras. Pero tambien es cierto que es muy difícil cuando éstas son recientes mirar a la vida con esa perspectiva.

hécuba dijo...

Lo malo es que cuando lo estás sufriendo no sirve de nada que te digan que se te va a pasar porque el dolor es inmenso y es inevitable sufrir. Lo bueno es que si te rodea gente que se preocupa por ti, es mucho más llevadero.

Nebroa dijo...

No sirven de nada las palabras, los oídos, el hombro para llorar, una cerveza, incluso unas risas, un paseo, andar... De nada sirve todo esto porque el dolor se agota solo. Con el tiempo, las ganas, el futuro, otras ilusiones, la persepctiva...
Pero al menos hemos pasado juntas un par de horas en donde tal vez el mundo haya avanzado más rápido. Mañana, la lentitud del día, le traerá quizá más lágrimas, pero eso es el futuro, y ahora mismo no existe
Gracias a todos por las respuestas, veo que hay grandes verdades comunes a todos ;)

jaytowerr dijo...

Ahora mismo os leo,y en mi estado actual,ahora mismo,nada me ayuda,os aseguro que nada...solo hablar con ella,y sin embargo,despues,su ausencia es insoportable y me ahoga el corazón y me falta el aire.Asi que juramelo AnaB,eso de que el dolor se cura,porque preferiria cualquier otro dolor fisico,por duro que sea a este...

Nebroa dijo...

Tower. El dolor se cura. Las heridas se cierran. Nunca vuelves a ser el mismo, (como cada día y tras otras situaciones), pero todo pasa.
Ee entiendo, empatizo contigo, comparto lo que sufres. Yo he llorado con el alma en las manos muchas veces, y sé que nada hay que aplaque tu pena salvo la cercanía de ella. Pero todo pasa. Es el tiempo quien te acompaña, nuevos días, nuevos amaneceres. Y cuanto antes puedas mirar hacia delante y no hacia atrás, el dolor se irá disipando.
Nada sirve, nada de lo dicho aquí arriba. Sólo cabe esperar. Y piensa, llora todo lo que puedas, grita, solloza y métete en la pena. No huyas de eso, porque no avanzarás. Mírate, y aunque te duela, casi con dolor físico, increiblemente no te mueres... Así que, aunque sólo sea de puntillas, sigue viviendo, aunque sea arrastrándote, porque sí, todo pasa...
Acabo de comprar energía positiva, y te la acbao de enviar. Mua

jaytowerr dijo...

tendre que creerte AnaB,no me queda otra opción.
Gracias por esa energía,no me sobra...